Mobbing

Violenciacero en el trabajo: Primera ayuda sobre mobbing o acoso psicológico en el trabajo

Si has dejado de ser la persona que has sido siempre, si el cansancio te persigue, si sientes que la presión, el ninguneo o el maltrato sufrido en el trabajo te está cambiando, si sientes que ni la gente que te quiere te entiende o que todo el mundo se ha vuelto contra ti o son testigos de las injusticias y no hacen nada, te interesa saber más sobre acoso psicológico en el trabajo o mobbing.

Un minuto de claves sobre mobbing con el Dr. Iñaki Piñuel.

Los aspectos de seguridad e higiene en el trabajo se han convertido en una cuestión que, por regla general, cada vez se cuidan más y mejor en los entornos laborales. Pero hay una asignatura pendiente en temas de salud laboral, los riesgos psicosociales. El estrés, el agotamiento o el acoso laboral en sus distintas formas (psicológico y/o sexual por ejemplo), hacen mella en las plantillas sin que se activen los mecanismos de prevención que, sin embargo, son obligatorios por ley. El caso del mobbing es muy especial, es raro que la gente sepa lo que es, cómo funciona y mucho menos, cómo prevenirlo.

El acoso psicológico deja secuelas muy graves y puede pasar totalmente desapercibido. Es especialmente grave cuando la víctima duda de sí misma a pesar de estar convencida de haber obrado lo mejor posible y con la mejor voluntad. Sentirse culpable de problemas de los que no eres la causa o en los que has intentado poner todos los medios a tu alcance debería encender las alertas. Puede ser que esos problemas sean provocados o magnificados para hacernos daño.

Se estima que es víctima de mobbing el 13% de las personas trabajadoras. Muchas de ellas ni siquiera son conscientes de que el proceso de destrucción personal que viven ha sido deliberadamente provocado. Por eso se dice que es el crimen perfecto, porque la propia víctima puede llegar a sentirse culpable de problemas que se le achacan. Las personas que son capaces de hacer mobbing presentan una habilidad enorme para manipular y esta es la razón de que el acoso se convierta en una acción grupal en muchos de los casos.

El mobbing mata

Se estima que 1 de cada 5 suicidios adultos tiene el mobbing como origen por lo que es un tema muy grave. Por tratarse de acciones sutiles, imperceptibles a veces o simples matices que solo duelen a la víctima se pasa por alto los demoledores efectos que genera. Aquí un resumen de 10 min para entenderlo mejor:

Importante sobre la gente que es testigo

«Testigos mudos», así se llama técnicamente a las personas que ven las hostilidades y no hacen nada. Puede ser por miedo a las represalias, por pensar en que la víctima «algo habrá hecho» o por simple comodidad.

Pero también las hay que se convierten en «cómplices de buena fe» que se denominan. Personas que participan en el hostigamiento creyendo que la víctima se lo merece. Fenómeno imprescindible en el mobbing que se denomina «error básico de atribución», que lleva a confundir a la víctima con quién agrede o, al menos, a considerarla «culpable» de lo que le ocurre. Esta situación es dramática para la víctima, que no entiende lo que pasa y puede llegar a asumir que, si todo el mundo está tan convencido, algo de culpa debe tener. Evidentemente en ningún caso es así pero resulta muy difícil convencer a quien participa en un complejo entramado de versiones de que se equivoca en el análisis. De hecho, en casos donde la persona acosadora ha conseguido «introyectar la culpa» en la víctima, resulta difícil convencerla de que ha sufrido mobbing. De aquí la denominación de que es el crimen perfecto que se ha comentado anteriormente.

Por eso es tan importante, primero, tener claro que hay acciones de violencia normalizada que no deben aplicarse contra nadie. Es parte del trabajo que hacemos desde violenciacero.org (ver paso 2 más abajo) y, segundo, entender que el mobbing es en sí un proceso magistral de manipulación que se da precisamente porque la persona acosadora es muy hábil mintiendo y engañando. Por eso es tan importante centrarse en los «hechos» no en los «dichos». Investigar lo ocurrido identificando las posibles acciones hostiles y analizar si se han aplicado los mecanismos de prevención, de protección y de gestión. La persona acosadora intentará por todos los medios evitar que se haga una investigación en profundidad y que se conozcan los hechos con detalle.

Por favor, ante cualquier agresión o abuso, por pequeño que sea ¡actúa! no lo permitas.

Importante para ti

Si estás sintiendo que estás siendo víctima de acoso psicológico o mobbing o tienes dudas, es importante ser consciente de tres factores:

tu estado físico. Cuando eres víctima de acoso, el cuerpo lo manifiesta con todo tipo de dolencias físicas: contracturas, insomnio, dolores de cabeza, ansiedad, afecciones de piel, irascibilidad, etc. El médico de cabecera te puede ayudar a identificar cómo estás. Ten en cuenta que todavía existe mucha incomprensión a este respecto por lo que si crees que no te entienden, busca un profesional que esté formado en mobbing o remítele este artículo. Esto es muy importante para no ser revictimizado, es decir, que te hagan responsable de lo que te ocurre. Seguir expuesto a una situación de acoso no es saludable y puede tener consecuencias dramáticas. El síndrome de estrés postraumático que se desarrolla puede ser difícil de curar. La baja médica es una opción para empezar la recuperación, que puede llevar mucho tiempo, incluso años. 

tu estado mental. Por lo general no estamos acostumbrados a cuidar nuestra salud mental y no somos conscientes de cuándo puede estar sobrepasada. Tener apoyo profesional especializado es muy importante en estos casos. Es vital insistir en que el apoyo profesional debe ser especializado en mobbing, son muchas las víctimas que han pasado de profesional en profesional siendo tratados de ansiedad o depresión, por ejemplo, cuando estos son síntomas del estrés postraumático que arrastra la víctima. Si las secuelas del acoso han aparecido (insomnio, pensamientos recurrentes, dificultad para concentrarse, problemas de piel, contracturas, etc.) significa que nuestros mecanismos de defensa y equilibrio han sido vulnerados.

tu defensa jurídica. Cuando eres víctima de acoso son varios los derechos que se vulneran pero se hace de tal forma que no es nada fácil probarlo. Aprender a detectar las acciones hostiles es importante y apuntarlas también. Apuntar las incidencias es clave para nuestra defensa. Cada vez que algo me afecta negativamente conviene anotarlo tan pronto como sea posible porque nuestra cabeza no va a querer recordar y se olvida de los detalles con rapidez. Aquí tienes el diario de incidentes que plantea el Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el Trabajo. Es importante tener registro de las veces que te sientes mal por motivos de trabajo. No es legal ni ético que nadie sufra en el trabajo y para ello hay una legislación y unas herramientas como el citado diario de incidentes.

Abordar la vía jurídica requiere de fortaleza. Resulta muy doloroso tener que describir lo ocurrido, lo que suele suponer un daño añadido y requiere entrar a relatar cada acción desarrollada en nuestra contra. Abordar esta fase requiere también de personas muy especializadas que nos asesoren. En cualquier caso, la entidad que nos contrata está obligada a proteger nuestra salud. Por eso, abordar la vía jurídica desde el punto de vista de que no se ha protegido a la persona empleada puede ser una estrategia mucho más saludable que ir por la vía del acoso. Puede hacerse por esta vía si se dan estas circunstancias: 

  • existe un conflicto laboral grave
  • desde hace tiempo
  • que es conocido por la entidad
  • que no se han tomado medidas
  • y que ha provocado la baja

Hay que tener muy en cuenta que la vía jurídica no es fácil que tenga una resolución satisfactoria. Esto es debido a la falta de conciencia en el sistema judicial sobre la gravedad y los mecanismos con los que opera el mobbing. Desde violenciacero.org trabajamos precisamente para generar conciencia sobre estos temas.

Sin embargo, el código penal es claro:

Código penal. Artículo 173.

1. El que infligiera a otra persona un trato degradante, menoscabando gravemente su integridad moral, será castigado con la pena de prisión de seis meses a dos años.

Con la misma pena serán castigados los que, en el ámbito de cualquier relación laboral o funcionarial y prevaliéndose de su relación de superioridad, realicen contra otro de forma reiterada actos hostiles o humillantes que, sin llegar a constituir trato degradante, supongan grave acoso contra la víctima.

tu defensa argumental. Como se ha explicado, el mobbing implica una habilidad de manipulación magistral por parte de quién lo práctica y una situación de indefensión de la víctima. No es nada fácil defenderse de mentiras, bulos y todo tipo de prácticas hostiles sutiles que normalmente solo la víctima suele percibir. Como en todo tipo de estrategias de prevención y gestión de la violencia, la activación grupal es importante. Es el grupo quien mejor puede hacer que estas practicas paren y para eso hay que comunicarlas. Desde violenciacero estamos haciendo un esfuerzo especial por prestar ayuda desde la comunicación por y para las víctimas. Para que puedan explicar lo que les pasa y para que nadie utilice prácticas violentas ni sea víctima de ellas. Por todo ello, si sientes que estás siendo víctima, busca un grupo de apoyo que esté dispuesto a apoyarte y a entender lo que es el mobbing, así como la forma de confrontarlo. Confrontar desde la comunicación es una acción que requiere fortaleza, pero desmonta a la parte agresora. Otra vez destacamos aquí la importancia de centrarse en los hechos, en identificar las prácticas violentas empleadas en nuestra contra y no participar nunca en usarlas.

Para sensibilizar sobre este grave problema laboral, compartimos esta entrevista extendida con el Dr. Iñaki Piñuel y Dña. Elena Rodríguez, psicólogos especialistas en el tema:

¿Qué puedo hacer? Primeros pasos: 

1. Infórmate. Una lectura resumida para empezar

http://es.wikipedia.org/wiki/Acoso_laboral

2. Mide y confirma. Test de evaluación personal ¿soy víctima de mobbing?: 

Utiliza esta plantilla para valorar la gravedad de lo que estás sintiendo. Esta herramienta te ayuda a coger perspectiva y darte cuenta que tu sufrimiento se corresponden con las prácticas en tu contra.

3. Registra los hechos. Diario de incidencias

Independientemente de que llegue a existir acoso psicológico o no, es muy importante que no sufras en el trabajo. Aquí tienes de nuevo el modelo del Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el Trabajo que se ha citado anteriormente. Si ya son unas cuantas cosas las que se suman es muy importante que empieces a apuntarlas. MUY IMPORTANTE.

4. Conoce y utiliza las herramientas que te pueden ayudar. Pon las cosas claras en tu espacio de trabajo

Observa este gráfico de los icebergs con detenimiento ¿cuántas acciones azules has vivido en tu trabajo? Aprender a identificar las acciones de violencia es imprescindible para relatar lo ocurrido y para defenderse cuando ocurra. Imprime y visibiliza el manifiesto de convivencia de violenciacero en tu espacio de trabajo. Contribuye a que la gente a tu alrededor esté concienciada. Desde violenciacero ofrecemos el taller de bientratar que está pensado precisamente para generar conciencia sobre desnormalización de la violencia y fomento de la cultura del cuidado. Conseguir que tu entidad se sume a la Alianza Violenciacero será difícil pero quizá también se pueda intentar.

5. Busca apoyos

Tu médico de cabecera va a ser de mucha ayuda si realiza un diagnóstico acertado de la situación. Es mucho desconocimiento el que existe aún sobre los temas de violencia psicológica por lo que no desesperes si recibes muestras de incomprensión. Puedes pasarle esta información si resulta de ayuda. El apoyo de la familia y amistades es clave. Este texto es también para ayudar a que ellas te entiendan.

Profesionales especializados miembros de la Alianza Violenciacero

Psicología:

Acompañamiento:

  • Desde el equipo de violenciacero ofrecemos el servicio de acompañamiento para casos particulares
  • En este enlace se puede encontrar más profesionales del acompañamiento a víctimas https://inakipinuel.com/coach-zero/

Alianza violenciacero:

En Gran Canaria, periódicamente se realizan reuniones de víctimas de violencia que también integran a víctimas de mobbing. Más información en: http://violenciacero.org/reuniones-de-escucha/ y para inscribirse al próximo: http://www.violenciacero.org/apuntarseaescucha

Más información:

El mobbing explicado en 15 min (Dr. Iñaki Piñuel), interesante para que tu familia o la gente que te apoya lo empiece a entender:

https://www.eitb.eus/es/radio/radio-vitoria/detalle/5422356/como-sobrevivir-al-acoso-laboral-trabajo-/

Si es mobbing, verás que tu relato coincide a la perfección con todo lo que se sabe sobre este tema, que es mucho:

Vídeos indispensables del Dr. Iñaki Piñuel:

El día 14 de abril de 2021, la Dirección del Organismo Estatal de Inspección de Trabajo y Seguridad Social publicó un criterio técnico sobre prevención de riesgos psicosociales que trata la importancia de hacer hincapié en todos ellos.

Es de destacar también la reciente publicación electrónica que se adjunta sobre violencia y acoso en el trabajo que integra las implicaciones del reciente convenio 190 de la Organización Internacional del trabajo sobre este tema específico.